¿Por qué nos dejan de seguir en Twitter?

Logo-de-Twitter_54393208334_51351706917_600_226

(3 marzo 2014, Rumbera Network) El exceso de actividad y la autopromoción exagerada son los dos principales motivos aducidos por los usuarios de Twitter que deciden dejar de seguir alguna cuenta en esta red social, según se desprende de una encuesta llevada a cabo por los técnicos de la empresa especializada Econsultancy.

Estas dos razones, con un 52% y un 48% respectivamente, incluso superan la difusión de spam en gran volumen, la tercera causa (47%) para darle la espalda a alguien en Twitter. Otra elevada proporción de navegantes, en concreto un 43%, se aleja de los perfiles que sencillamente no les resultan suficientemente interesantes.

A mayor distancia se encuentran varias explicaciones, algunas incluso similares a las que ocupan las primeras posiciones: las repeticiones de contenidos (29%), la automatización de las publicaciones (29%), el material ofensivo (28%), las peticiones constantes a los followers (28%), los internautas que abortan conversaciones (21%), las incorrecciones gramaticales (18%), demasiados retuits (17%) o hashtags (10%)…

En el caso de las marcas, el éxito en las redes sociales es cada vez más determinante a la hora de obtener buenos resultados también en el mundo real, es decir, el físico y tangible. Con este objetivo, el bloguero Irfan Ahmad, fundador del sitio web Digital Information World, les recomienda a las empresas que se valgan del humor en el entorno virtual, como hace la aseguradora Allstate, que ha creado un personaje de ficción, Mayhem, con más de 58.000 seguidores en Twitter, a través de cuyas vivencias se describe en qué situaciones puede intervenir la compañía para contribuir a que ahorren sus clientes.

Un segundo consejo consiste en crear campañas provechosas para otras firmas –es el denominado B2Bbusiness-to-business– o directamente para los consumidores –B2Cbusiness-to-consumer–, a la manera de la marca de ropa Dockers cuando consiguió que 4.500 personas participasen en un concurso, en esta ocasión en Facebook, para desarrollar un negocio o cualquier proyecto personal.

Igualmente, según Ahmad, conviene que de vez en cuando las empresas aparquen sus prisas por vender y planteen acciones que vayan más allá de la publicidad obvia de sus productos o servicios. Es lo que hacen los responsables de los rotuladores permanentes Sharpie, que generan una expectación notable en Instagram al cogar fotografías de obras de arte elaboradas íntegramente con sus colores.

 

Con información de lavanguardia.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *